Ayer me comentaban en la empresa que un compañero había salido en un documental de La Sexta en el que se daban una vuelta por Dublín para enseñarnos la ciudad…

El documental la verdad es que está muy bien hecho:, narrado en off y comentado por su presentador de “Sé lo que hicísteis…“, Ángel “MadreMía” Martín y mucha música de los Cranberries. Alusiones a la vida diaria y a las calles y pubs de esta ciudad… cuando lo ves te pones contento de vivir en un sitio que lo pintan tan interesante y hasta parece bonito.

Para todos los que nos lo perdimos por razones obvias, está subido en YouTube y os lo dejo a continuación.

Dublín (Parte 1)

Se ha preguntado alguna vez ¿de dónde viene la alegría del pub irlandés que hay debajo de su casa, qué tiene San Patricio que no tenga San Fermín o por qué tanta gente finje no acabar de aprender Inglés para volver a Irlanda año tras año?

Si le gusta disfrutar de las playas… pero también de verdes praderas, castillos con fantasmas, trévoles, música, payasos, acróbatas…

Dublín (Parte 2)

Según cuenta la leyenda, San Patricio, patrón de Irlanda, arrancó un trébol del suelo y se lo enseño a los druidas y al rey de entonces, no para traerles suerte, si no para explicarles el misterio de la Santísima Trinidad. La demostración tuvo tanto éxito que el rey decidió convertir Irlanda al cristianismo.

Dublín (Parte 3)

En el viejo Dublín habitaba la buena Molly Malone que iba por esas tortuosas calles pregonando “mejillones, berberechos” empujando un carro por la zona portuaria de Dublín.

La muchacha era muy popular, sobre todo entre los caballeros, hasta que un día, Molly murió de fiebres en plena calle. Se dice que su fantasma continua vendiendo mejillones y berberechos por las calles.

Dublín (Parte 4)

Imposible pasar por Dublín sin hablar de la historia de su independencia y sus enfrentamientos con los ingleses.

El General Post Office es un santuario republicano desde que en 1916 un maestro de escuela leyó un manifiesto proclamando la independencia de Irlanda. Los viandantes se sumaron a la revuelta y la armada británica la emprendió a cañonazos y el resultado fueron cientos de muertos y algunos desperfectos en el edificio – como se puede ver.

Los irlandeses fueron derrotados, muchos de ellos fusilados y los que no, terminaron en Kilmanhaim Gaol  una cárcel tan simbólica para los irlandeses como Alcatráz para los californianos. En la actualidad es un museo donde se puede escuchar la historia de los levantamientos irlandeses contra la ocupación inglesa.

Dublín (Parte 5)

En los últimos años han mejorado y proliferado los mercados en Dublín llegándose a convertir en lugares para auténticos sibarita pero hemos querido enseñarles el más tradicional de todos: Moore Street Market.

El mercadillo de Temple Bar es lo más “ing” en materia de mercados, abre los sábados de 10 a 17 y es el mejor mercado de comida al aire libre. Se puede comprar y probar comida orgánica de todas partes del mundo.