Un juzgado invita a abandonar España, por un periodo de 10 años, a un senegalés después de ser detenido vendiendo ilegalmente copias de música y películas descargadas de Internet, en lugar de pasar un año en prisión y a pagar una multa de unos tres mil euros.

Tal vez esto no solucione el problema de la inmigración ilegal, pero es un paso adelante para dejar claro que si te vienes a un país es a pagar tus impuestos, cotizar y tener un trabajo legal. Espero que al próximo lo echen directamente.

Vía Alt1040, más información en El Mundo: Expulsan durante 10 años de España a un senegalés por vender discos ‘pirateados’.