Este año volvemos a buscar casa y entre toda la oferta de apartamentos igual de mediocres nos han enseñado un par de ellos que tienen vestidor, que en inglés se dice “walking wardrobe” …no, no se comen mucho la cabeza para poner los nombres.

Lamentablemente, si nos ceñimos a una determinada zona y comparamos lo que nos ofrece, no hay mucho donde elegir… la oferta se queda en casas de X número de habitaciones con uno o dos baños, siendo normalmente el uno normal y otro ridículo, aunque eso no deja de influir en el precio.

Lo que más me llama la atención, tal y como son los irlandeses, es que no hayan puesto en práctica lo que Heineken propone en el siguiente anuncio…

Anuncios